was successfully added to your cart.

Te he dado semillas…

La inspiración profética es como una “semilla” que Dios deposita en tu espíritu. Esa semilla carga la promesa de un fruto. Ahora bien, eso no quiere decir que la semilla de inmediato está lista para producir.

Cuando un artista profético recibe del Señor inspiración, esta carga el potencial de producir una obra de arte que comunicara el Mensaje de Dios (fruto).

Me pregunto si la razón por la que muchos artistas no ven transformación a través de su expresión creativa es porque estamos demasiado apresurados por repartir semillas que acabamos de recibir en lugar de esperar a que estén listas para producir fruto. Las semillas tienen gran alcance, pero no son más que la promesa de un fruto.

Hay momentos cuando Dios te inspira pero nuestra función es aportar para que esa semilla divina se prepare para liberar su contenido en el tiempo correcto. Como artistas y profetas tenemos que discernir cuando esperar y cuando soltar lo que hemos recibido del Padre.

“Cuidado! Apresurar nuestro proceso creativo puede causar que esa semilla profética no lleve el fruto a plenitud como fue intencionado por Dios”.

El arte de esperar…

Antes de exponer nuestro arte profético (sea una coreografía, una pintura, una melodía, una poesía etc.) tenemos que entender la intension de Dios para lo que estamos creando.

Al recibir una inspiración de parte de Dios es importante meditar y orar sobre esa idea creativa que el Espíritu Santo te ha dado. Tenemos que aprender a esperar, practicar y trabajar en la mezcla de esas ideas con nuestro medio creativo. Dios continuara revelando otros aspectos de esa inspiración inicial según invertimos tiempo con EL.

El Arte Profetico en cierta medida es similar a una Palabra Profética. Muchas veces cuando recibimos una Palabra Profética (o de Ciencia) tenemos que esperar el tiempo adecuado para liberar ese mensaje. En el caso del arte también debemos esperar la dirección del Padre para liberar esa pieza artística que carga un mensaje celestial.

Todos escuchamos a Dios de manera diferente en base al diseño que se nos han dado. Si compartes lo mismo a diez personas, tendrás diez interpretaciones diferentes, no porque alguien se equivocó, sino porque todos vemos/escuchamos/sentimos/creamos de acuerdo a nuestro diseño. En la medida que ampliamos nuestra capacidad de ver, oír, sentir, crear (por medio del desarrollo de nuestras habilidades) y también ampliamos nuestra capacidad de imaginar lo que es posible (por medio de la exposición a diferentes medios creativos, ideas, técnicas, materiales, etc.) podremos comenzar a “percibir” al Señor de maneras diferentes…no necesariamente porque Él habló algo diferente, sino porque hemos ampliado nuestra capacidad de interpretar lo que Él esta diciendo.

“Un artista maduro entiende que Dios no esta interesado en la cantidad sino en la calidad y el valor profético de su arte”.

Notas Finales

Reconocer la diversidad y a la vez lograr la unidad en el Cuerpo de Cristo el algo magnifico! Atrévete a explorar diferentes medios creativos, materiales, técnicas que te ayuden a expresar la inspiración profética de manera multi-modal. Recuerda tomar tu tiempo para orar sobre las ideas que estas recibiendo y espera el tiempo de Dios para liberarlas. El tiempo a solas con el Señor en adoración traerá revelación de los movimientos, las texturas, los colores, los acordes, las entonaciones que son perfectas para que esa semilla se convierta en un fruto que produzca vida!

por Edwin Santini, Ph.D.

Director General Imaginare! Arts

West Palm Beach, FL


 

edwin-2El Dr. Edwin Santini junto a su esposa Vilmarie Degro son los Fundadores y Directores Generales de Imaginare! Arts Inc. Actualmente viven junto a sus hijas Emery Liane y Eliana Sofia en la cuidad de West Palm Beach en Florida. La familia Santini se congrega en el Centro Internacional de Restauracion y Alabanza (C.I.D.R.A. Church) donde reciben cobertura de los Apostoles Ruben y Gloria Arroyo.

 

 

 

Únete a la discusión 3 Comentarios

Dejar un comentario